martes, 23 de mayo de 2017

mesa plegable

¿Quién decide qué es lo que es apropiado? ¿Y si decidiesen que ponerse un salmón en la cabeza lo usarías? Alicia en el País de las Maravillas, L.Carroll


Hoy os traigo otro trabajo del verano pasado, a ver si ya me voy poniendo al día... Se trata de una mesita de pino plegable, del gigante sueco.


 

Casi no tengo fotos del proceso, porque aunque cuando la tuneé ya tenia blog, no le prestaba mucha atención y no le hice muchas fotos. Habrá que apañarse con lo que hay ;).

La mesa tenía muy sucio el sobre, lleno de pintarrajos (de pequeños artistas, imagino). Así que lo primero fue lijarla con una lijadora eléctrica tipo mouse, con una lija gruesa primero para la suciedad, y con una fina después, para que la superficie quedara suave.


Luego pinté el sobre con una aguada de chalk paint Nepal (naranja), para que transparentaran los nudos y vetas de la madera.

Dos patas las pinté de verde oliva, sin rebajar.

Y a los cantos del sobre, le di una mano de cera blanca.

 

También puse un sello en una esquina, y rematé las esquinas con unos cantos metálicos, embellecedores.




Ah! Y otro sello en la parte trasera, de unos bichos...


 


Le di una acabado de barniz al agua mate.

Al final quedó bastante mona, no? 


Esta mesita la recuerdo con especial cariño, ya que como no le daba uso, acabé vendiéndola a una chica, por un precio simbólico, pero al menos volvía a ser un objeto útil de nuevo ;).

Y vosotras, también os desprendéis con toda la pena de objetos que ya no podéis tener?

Como siempre, espero vuestras sugerencias, crítica, observaciones, etc...

Muchos besos y buenas vibraciones para todas.

Namasté!!

28 comentarios:

  1. Te quedó preciosa y lo bueno de estas mesas es que apenas ocupan espacio. Los colores un acierto y ponerle un sello por detrás, lo más!
    Bsos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A que quedó chula? Con el sello trasero quedó mas original ;).
      Besotes!

      Eliminar
  2. Reconozco que el desapego me cuesta, María José, pero en mi caso es absolutamente necesario, si no no cabriamos en casa.
    Lo importante es que disfrutastes redecorandola y ahora seguro que la estan disfrutando en su nuevo hogar.
    Me gusta el cambio, cielo.
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si Isabel, a mi también me cuesta es desapego, pero es que estoy saturando mi casa también de "cacharros"... no me entiendo ni yo, me encanta tener y hacer cosas bonitas, y luego me agobio con tantas cosas por medio ;).
      Besotes!

      Eliminar
  3. Has utilizado un color que me encanta y que es arriesgado,pero has triunfado con el.
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si que es arriesgado el naranja Lola, pero una mesa de terraza y con el buen tiempo, queda genial, no te parece?
      Besos!

      Eliminar
  4. Me encanta, María José, te ha quedado chulísima , me encanta el color y esos remaches tan bonitos. Ahora veo tu amor a los bichitos!!! La verdad es que quedan genial y a demás es tu sello de identidad.
    Un besazo grande preciosa!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo le tengo amor a los animales, y mientras mas raros o salvajes sean, mejor ;). Me alegra que te guste, Francis.
      Besazos solete!

      Eliminar
  5. Un contraste muy chulo el que le dan esos embellecedores de metal Mª José ;-). Y el color nepal es muy vibrante y vital. Vemos que lo de los bichos es un poco como tu seña de identidad no? ;-D.
    A nosotros nos pasa algo parecido porque últimamente no hacemos mas que recoger sillas de la basura y la verdad no tenemos donde ponerlas..............así que o la gente empieza a tirar otras cosas o no se que vamos a hacer con tanta silla ;-D

    Besazos y feliz semana

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Siii! el naranja es un color muy vital, positivo y resfrescante ;). Pues yo tengo para restaurar ya 5 sillas: dos van a volver a la basura; otras 2 plegable (tipo director pero de madera) no se que voy a hacer; y la que seguro que restauro es una de enea, que le voy a volver a hacer el asiento pero de trapillo, jeje!! Si es que no tengo ni mas espacio ni tiempo :(.
      Besotes guapos!

      Eliminar
  6. El color que has utilizado me encanta, le ha dado un aspecto muy juvenil y también puede ser muy adecuado para jardin!
    Un acierto los embellecedores metálicos! Se nota que has disfrutado mucho decorandola y eso es lo que importa!
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si que disfruté, Paqui, trabajando con ella... para un balcón o jardín queda genial, porque ni pesa ni ocupa espacio...
      Besazos!! (por cierto, me gusta mucho tu nombre de blog;)).

      Eliminar
  7. Hola, te ha quedado preciosa, la combinación de colores es muy bonita. A mi me cuesta mucho tirar las cosas y a veces no se donde meterlas, siempre les veo una segunda vida.
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues tienes el mismo problema que yo, Maite, hasta las tacitas rotas que veo por la calle las cogería para plantar unas suculentas,jeje!! Ojalá tuvierámos dos o tres casas, o una casaza, verdad? Diogeneras total ;).
      Besos!!

      Eliminar
  8. Nos encanta como te quedó!
    A nosotras nos cuesta desprendernos de las cosas,en muchos casos las regalamos!
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola chicas! Yo también regalo cosas, pero es que ya toda mi familia tiene cosas mías, jeje!
      Petons!!

      Eliminar
  9. ¡Hola, María José!

    Un encanto esa mesa. Me gusta mucho como ha quedado, y esa forma que has tenido de imprimirle tu personalidad. Es una mesita con personalidad propia. Tengo que darme yo un paseo por el gigante sueco a ver que encuentro.

    ¡Besotes y feliz día!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Ana! Pues a mi el gigante sueco no me gusta mucho para el tema de muebles; para complementos o lámparas sí.
      Me alegra que te guste mi mesita ;).
      Besazos!

      Eliminar
  10. ¡Me encanta!
    ¡Qué te voy a contar de pena a la hora de desprenderme de objetos...! Tengo una tienda de segunda mano y a veces me cuesta un horror vender determinados artículos, pero no puedo quedarme con todo.

    Un besazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. De verdad tienes una tienda de 2a mano??? Yo no podría, me lo quedaría todo, jeje!! Me imagino como debe costarte desprenderte de ciertas cosas ;).
      Besazos guapa!!

      Eliminar
  11. You made another amazing restyling. I love the new look of the table. Very well done again
    Hugs Alessandra

    ResponderEliminar
  12. Que bonita mesa te ha quedado! con un sello propio de tu personalidad MªJose, y cuanta razón tienes, que pena da desprenderse de las cosas, yo soy de guardar y atesorar mucho, la verdad, me cuesta decir adios sobre todo a muebles y objetos que les tengo cariño, fíjate que algunos domingos voy a un mercado de segunda mano a vender mis trabajillos y con algunso me llevo disgusto cuando me los compran jajaj...seré tonta...jaja
    Un besazo guapa y que pases una bonita seman

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jeje! Te imagino en el mercadillo, Consu, poniendo cara de pena cuando te vienen a comprar algo, te entiendo perfectamente... Pero es la única manera que tenemos para tener espacio (y algún dinerillo para materia prima),para nuevas creaciones. Gracias por tu visita ;)
      Besotes!

      Eliminar
  13. Una de nosotras no le tiene mucho apego a las cosas materiales, a la otra le cuesta más despegarse de "sus" cosas... La mesa nos encanta, Mª José, el detalle de las esquineras metálicas le da un toque que la hace muy especial. ¡Seguro que esa chica la está disfrutando un montón!

    Un beso grande de las dos

    J&Y

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola chicas! Me alegro que os guste el acabo de la mesa.
      Y a esa que le tiene especial apego a sus cosas, solo decirle que tenemos que hacer de tripas corazón... para poder decir adiós ;).
      Besazos guapas!

      Eliminar

Espero aquí vuestros comentarios...